paletada   Leave a comment

(publicado el 13 de enero de 2009)

 

Me van a perdonar ustedes la grosería (espero) pero es que así al pronto no se me ocurre otra manera mejor de denominarlo: a mí esto de que cualquier anfitrión (entiéndase como tal a todo equipo representativo de la ciudad en que se disputa), por el mero hecho de serlo, tenga plaza asegurada en la Copa del Rey, así un año tras otro y tras otro y otro más, me parece una auténtica paletada. Ya está, ya lo he dicho.

Y dicho sea ello, por supuesto, con todos los respetos hacia la ACB, cuya asamblea plenaria (o como aquello se llame) decidió recientemente mantener, perpetuar incluso dicha fórmula. Pues vale, mis respetos hacia una decisión adoptada democráticamente por todos los clubes que integran dicha Asociación, faltaría más. Pero que la respete no quiere decir que la comparta.

Qué quieren que les diga, me parece la típica estrategia de torneo veraniego, de todos esos eventos estivales como pululan por nuestra geografía, en éste y otros deportes: el Excelentísimo Ayuntamiento de Minglanillas del Páramo, un poner, organiza el I Trofeo Internacional de la Vendimia y tiene a bien invitar a tan magno acontecimiento al Real Madrid, el Panathinaikos, el Maccabi y… claro está, se reserva una plaza para el anfitrión, el C.B. Minglanillas (si lo hubiere). Y todo tan normal, por supuesto, tan propio de cualquier trofeo veraniego como impropio de toda una competición oficial como es la Copa del Rey. ¿Se imaginan que en la próxima Final Four de la Euroliga tuviese plaza garantizada el Alba de Berlín, quedando sólo tres plazas vacantes para el resto de equipos en disputa? ¿Se imaginan que en la próxima Final Four de la NCAA, a disputar en Detroit, tuviesen plaza garantizada los Wolverines de Michigan y/o los Spartans de Michigan State, independientemente de cuáles hayan sido sus méritos deportivos? Sí, claro, no es lo mismo, allí son cuatro, aquí son ocho… pero como si lo fuera.

Que no niego que en sus comienzos (los de la Copa en versión ACB, me refiero) la cosa pudo tener sentido, que al fin y al cabo se trataba de una fórmula nueva cuyo éxito había que garantizar de todas las maneras posibles. Pero hoy, 25 años después, cuando hasta el pabellón más grande se queda pequeño, cuando todos saben de sobra que estará todo vendido (aún a pesar de la crisis, aún a pesar de los astronómicos precios), cuando si quieres una entrada te tienes que apuntar a un sorteo (y que luego te toque, claro), cuando jamás cabríamos todos (ni la mitad, ni la cuarta parte), ni de coña… ¿y con todo y con eso, aún sigue siendo necesario asegurar la presencia del anfitrión (o anfitriones, cuando hay varios), como si su ausencia pusiera en peligro el éxito de la competición, como si el cartel de entradas agotadas no estuviera ya garantizado de todas formas?

Y llegados a este punto, acaso usted estará pensando si no seré yo el típico manresano o fuenlabreño resentido, amargado (legítimamente) por haberme quedado fuera una vez más. Nada más lejos de la realidad: vivo en Madrid y mis colores son principalmente azules (y en dos tonos de azul, para ser más exactos). Pero tengo por costumbre poner los colores del baloncesto por encima de los de mi equipo, de los de cualquier equipo (sí, ya lo sé, soy muy raro, qué le vamos a hacer). Y desde esos colores, simplemente baloncestísticos, meramente deportivos, a mí esta fórmula del siete más uno me parece más absurda y más injusta cada año que pasa: aunque sea así desde hace ya tanto tiempo que ya hasta deberíamos estar acostumbrados; y aunque esta vez sea precisamente mi equipo el que se beneficie.

Anuncios

Publicado octubre 22, 2012 por zaid en ACB, preHistoria

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: