un regusto agridulce   Leave a comment

(publicado el 6 de abril de 2011)

No les voy a engañar (tampoco podría, a estas alturas), la pasada final universitaria me dejó un regusto agridulce, a decir verdad con mucho más porcentaje de agrio que de dulce. A estas alturas de mi vida sé ya perfectamente que mi poder de convicción es escaso, hace ya muchos años que no intento convencer a casi nadie de casi nada pero aún así no puedo evitar pensar si no lo haré a veces, incluso sin querer; si después de toda la brasa que llevo meses (y años) dándoles con este baloncesto no habrá habido alguien que en vez de huir despavorido como en tantas otras ocasiones al ver las siglas NCAA esta vez se haya parado, haya dicho, mira, por una vez voy a hacerle caso al pesao éste, voy a ver la Final a ver si es verdad que esto es tan bonito como dice… Si así fuera, aún hoy el susodicho lector estaría acordándose de mis familiares más allegados, incluso de aquellos que hace ya muchos años que no están en este mundo…

No, la Final no salió buena, ni regular siquiera, pero créanme que yo no tengo la culpa; créanme que me habré visto esta temporada más de cien partidos universitarios completos (no exagero) más muchos otros a trozos, créanme que no recuerdo ningún otro tan deslavazado como éste, ni de lejos. Créanmelo aunque sé que da igual, que los resultados cantan, que en nuestro deporte resulta dificilísimo vender un 53-41 (19-22 al descanso). Es curioso, otros deportes no tienen ningún problema para convivir con el cero a cero, de hecho hay hasta quienes afirman que ese resultado representa el partido perfecto, pero si en el nuestro Assignia y Meridiano quedan 49-48 como sucedió hace algunas semanas entonces tienes que aguantar no menos de un cuarto de hora de coña en todos los carruseles habidos y por haber, no para meterse con Manresa o Lucentum sino con el baloncesto en su totalidad, hay que ver, qué ridiculez, no les dará vergüenza, con lo que era este juego y míralo en qué lo han convertido, quién te ha visto y quién te ve, si es que esto ya no puede interesarle a nadie, etc etc. Como si cada semana, cada partido pasáramos un examen, como si sacar sobresaliente o al menos aprobarlo tantas y tantas veces no tuviera la menor importancia, como si sólo importara cuando lo suspendemos, cuando ellos consideran que lo suspendemos…
Total, que este iba a ser el típico post de fin de temporada, esto es maravilloso, es incomprensible que sólo aparezca por televisión cuando se acaba, es incomprensible que el Plus no apueste aún mucho más por este baloncesto, es incomprensible que a ningún otro canal especializado (de esos que se dicen de deporte pero que luego consagran su programación al wrestling o pressing catch o como demonios llamen a eso) se le pase siquiera por la imaginación dar siquiera algún partido de temporada regular… Esto era lo que les iba a contar y de algún modo ya se lo he contado, porque yo sigo pensando lo mismo, porque un solo partido (por muy Final que fuera) no puede hacerme cambiar de opinión, porque ya ando contando las horas (y los días, y los más de siete meses) que aún faltan para que se inicie una nueva temporada; llegará y (si aún sigo yo por aquí) seguiré vendiéndoselo, aunque sepa a ciencia cierta que no me hará caso ni dios. Hoy no; hoy se lo vendería igual si pudiera pero sé bien que la Final es siempre el principal escaparate de cualquier competición, sé bien que esta vez la hemos cagado. Nadie tiene la culpa, ni UConn ni aún menos Butler, ni sus técnicos ni sus jovencísimos jugadores, nadie. Nadie tiene la culpa pero fue así, y es una verdadera pena que esta extraordinaria temporada y este aún más extraordinario Torneo Final hayan tenido que acabarse precisamente así. Háganme el favor, no miren el escaparate que nos ha quedado fatal, casi mejor entren dentro de la tienda, dense un tiempo, tómenselo con calma y tal vez algún día llegarán a alucinar con todo lo que hay en su interior.
Anuncios

Publicado noviembre 1, 2012 por zaid en NCAA, preHistoria

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: