Singler   Leave a comment

(publicado el 26 de septiembre de 2011)

 

No ha sido un (final de) verano fácil. Entre unas cosas y otras, entre el Eurobasket, el Preolímpico de las Américas, el interludio vacacional y el cuelgue que parece afectar a esta Comunidad desde hace algunas semanas, pues como que se me fueron quedando en el tintero (en el teclado) un montón de historias que acaso cuando las empecé tuvieran algo de sentido pero que ya a estas alturas ni siquiera eso tienen… pese a lo cual aún me aventuraré a darles la vara con alguna de ellas. Con algún fichaje de relumbrón, por ejemplo. Y es que no hice yo más que escribir aquello de que afortunadamente nuestros equipos ACB no estaban yendo a pescar al lockout NBA y de inmediato fue como si unos cuantos se dieran por aludidos, allá que se fueron a tirarse al barro a ver qué podían pescar en semejante lodo. Y de entre todos ellos reconozco me llamó particularmente la atención el caso del Lucentum (¿sigue siendo Meridiano?) Alicante, extraño equipo que pasó de la nada al todo, de estar casi al borde de la desaparición a ponerse a fichar que daba gloria verlo, concurso de acreedores mediante. Bueno, pues ahí donde le ven el susodicho Lucentum tuvo a bien epatarnos con la adquisición de un pedazo de jugador NBA que paradójicamente aún no ha jugado ni un sólo segundo en NBA pero que si usted es un asiduo lector de este blog (incluso de los posts dedicados a la NCAA, que ya tendría mérito) no le habría de resultar en absoluto desconocido: Kyle Singler.

Como me da pereza explicarles de nuevo quién es Kyle Singler (cada vez son más las cosas que me dan pereza, debo estar envejeciendo), casi prefiero copiarles lo que fui escribiendo a lo largo de estos años acerca de un jugador a quien les presentaba en la temporada 2007/2008 como un (presunto) fenómeno recién llegado a la Universidad de Duke. ¿Cómo le fue? Mejor me remito a lo que les conté un par de años después, en marzo de 2010: …el alero Kyle Singler, que está llevando una carrera universitaria, digamos, paradójica, no de menos a más como sería lo lógico sino de más a menos, no evolucionando sino involucionando (o será que yo lo miro con malos ojos): en el primer año fue la repera, en el segundo estuvo bien y en este tercero ha ido perdiendo paulatinamente peso en el equipo, hasta el punto de que ahora el jugador de referencia de estos Blue Devils ya no parece él sino su base, el sénior Jon Scheyer… Unas semanas más tarde Duke se metió en la Final Four y yo seguí en mis trece: Kyle Singler se empeñó en confirmar los recelos que me despierta, cero de nosecuántos en tiros para un tío que tiene (o tenía) muchísima calidad (la mostró estos pasados años, puedo asegurárselo) pero sólo la saca a relucir con cuentagotas… Faltaría más, apenas unos días después Duke se proclamó campeón universitario (histórica final ante la no menos histórica Butler), Singler fue nombrado MVP y yo hube de envainármela discretamente:Ganó Duke (…) para reivindicar finalmente a Kyle Singler como verdadera estrella del Torneo (aún por encima del petardazo que pegó en su Final Regional)… Lo cual no me evitó volver con las mismas en este 2011: …Kyle Singler, con su fastuoso talento y con ese carácter que a mí sigue dejándome dudas, hay noches que te fascina y otras que te deja frío, tanto más cuanto más calienta el sol… Semanas más tarde Duke cayó en su semifinal regional ante Arizona, lo cual me evitó cualquier otra consideración ulterior.

Durante todos esos años las apuestas pre-draft situaron a Kyle Singler casi en puestos de lotería (y a veces hasta más arriba incluso) pero en llegando junio de 2011 no fueron uno ni dos sino treintaidós jugadores nada menos los que le pasaron por delante, así hasta que los Pistons se acordaron finalmente de él. Ahora bien, tampoco lo dramaticemos en exceso, tal vez en tan tardía elección pudieran influir un par de prejuicios firmemente asentados en la NBA, a saber: uno relativamente reciente, que hace que a los equipos les cueste escoger a aquellos jugadores que han completado el ciclo universitario, con el socorrido argumento de “pues tan bueno no será, si se ha tenido que tirar los cuatro años…” (sí, efectivamente, el mundo al revés); y el otro mucho más antiguo, yo vengo escuchándolo al menos desde los ochenta, según el cual los jugadores de Duke, aún por estrellas que sean, luego siempre rinden por debajo de sus expectativas cuando pasan al campo profesional. Da igual que a lo largo de estos años hayamos conocido ya unas cuantas excepciones (¿que confirman la regla?), qué sé yo, Grant Hill (lesiones al margen), Elton Brand, Carlos Boozer (también relegado en su día a la segunda ronda, por cierto), Luol Deng, ¿Shane Battier?, jugadores que aún con alguna irregularidad han logrado mantener un nivel más que decente a lo largo de sus carreras. Pero tanto da, el prejuicio está ahí firmemente asentado, te lo recuerdan a cada rato (mismamente a J.J. Redick se lo restregaron por la cara hace apenas unos meses, cuando falló aquel triple decisivo sobre la bocina en un Atlanta-Orlando de playoffs), a estas alturas ya no va a ser fácil quitárselo de la cabeza… aunque a veces se les olvide, aunque alguna vez te escojan como número 1 del draft a un jugador de Duke, acaso otra excepción que confirme la regla, dirán que al fin y al cabo Kyrie Irving sólo ha estado un año (y casi todo él lesionado, por cierto) así que no le habrá dado tiempo a empaparse del espíritu de Duke, va a ser eso…

Bien es verdad que el perfil de Singler puede recordar un poco al de algún otro Blue Devil paradigmático (en lo decepcionante, me refiero), pongamos Danny Ferry, pongamos Christian Laettner, ¿pongamos incluso a Battier? Pero a veces la decepción no viene tanto propiciada por un flojo rendimiento del jugador como por unas desmesuradas expectativas por nuestra parte. En ese sentido yo ya voy vacunado con Singler, ya me lo leyeron, clase por arrobas pero que a mí en demasiadas ocasiones me deja un poco frío… Dicho lo cual, también habré de reconocerles gustosamente que le veo mejor pinta para Alicante que para Detroit: aquí no hay prejuicios (expectativas sí, y demasiadas) y aquí se va a encontrar un juego colectivo muy parecido al que estaba acostumbrado (nada que ver con lo que luego se encontrará en la NBA) e incluso un ambiente relativamente (sólo relativamente) similar al que acostumbraba a vivir hace apenas unos meses: ciertamente es imposible igualar lo del Cameron Indoor (si alguna vez se les pone a tiro no dejen de verlo, háganme el favor), pero digo yo que algo más se le parecerá lo del Centro de Tecnificación que lo que más tarde le tocará vivir en el Palace de Auburn Hills, aún siendo éste uno de los escenarios más calientes (es decir, menos fríos) de la Liga. Su futuro allá por Michigan se me antoja relativamente complicado, su futuro (ya presente) en la Costa Blanca se me antoja un poco mejor, tanto más cuanto que parece estar integrándose a la perfección: que cuando fichas a alguien que lleva ya diez años por esos mundos de dios la cosa de la adaptación digamos que la das por hecha pero cuando fichas a una criaturilla que jamás ha salido de casa (de USA) siempre se te queda alguna duda, duda que (al menos por ahora) parece estar despejándola plenamente; digo yo que algo habrá influido también su sólida formación.

En todo caso yo no me preocuparía, no vaya a ser que al final no acabe de adaptarse simplemente porque no le dé tiempo; no vaya a ser que antes de conocer siquiera el Postiguet o Sant Joan reciba esa llamada de Joe Dumars, ¿qué pasa macho, que no te has enterado de que se ha acabado ya el lockout?, anda, anda, deja ya la playita y tira para acá que estamos esperándote como agua de mayo… Más pronto o más tarde pero todo se andará, no les quepa la menor duda, mejor será que vayan haciéndose a la idea.

Anuncios

Publicado noviembre 3, 2012 por zaid en ACB, NCAA, preHistoria

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: